sábado, 7 de enero de 2017

Entre el Sueño y la Muerte

Resultado de imagen para movimiento de labios

¿Es verdad que me necesitas?
La sola idea contradice  la realidad de no saber nada; yo no sé nada de ti
y tú no sabes nada de mi, creo que no, pero
¿Cómo es que veniste a decirme que me necesitas de veras?

Por primera vez en nuestras vidas te atreviste,
abandonado a mis brazos,
tu cuerpo enamorado, te sostuve de rodillas.
Preguntas porqué contesto con premura;
querido, a mí la vida me viene a prisa,
ya estuve muerta una vez y sin darme cuenta.

No quiero que otra vez llegue la hora
y tenga cuentas pendientes, aunque....
quién sabe, a la mejor no importa cuanta premura y precauciones,
cuántas preguntas se apresure uno a responder
o a preguntar, la muerte siempre llega y deja
preguntas sin respuesta.

Me adivinaste los sueños,
en la fotografía que mandaste, tú en tu rostro interno,
ese rostro diabólico y travieso que presumes.
Aun no contesto a tu correo pero sé y quiero
que sepas que te creo.
Todos tenemos un rostro interno
muchos rostros,
y tenemos también la libertad
de mostrar el que mejor nos parezca
la máscara proyectora,
para el resto,
bastará leer el movimiento de los labios.



B. O. M. imagen de la red.

10 comentarios:

Rafael dijo...

Como bien dices al final del poema, "bastará leer el movimiento de los labios" para saber el mensaje.
Un abrazo.

Buscador dijo...






Lo besaba como si fuera el último beso. El recorría todo su cuerpo como si fuera una veneración y de vez en cuando afloraba una lágrima por su pasado...Aquella noche de fin de año se conocieron en una fiesta de Nochevieja.

Irene era la chica más guapa de la fiesta. Tenía gusto en el vestir, en maquillarse y en ser reclamo para los chicos pues no había chica que revalizara con ella. Carlos era el más atractivo de la fiesta; un tipo con dinero y posición social...los dos tenían buén curro y al parecer el mundo a sus pies.

Llegaba el fin de semana y como es natural, se ligaban la mejor pieza de la exposición. La lista de los dos era larga y extensa pero en cada encuentro, en cada orgasmo, en cada despedida, algo no funcionaba como tenía que funcionar en su corazón. Los dos se sentían vacíos al terminar la relación y buscaban la soledad porque no soportaban al chico o la chica con la que minutos antes se habían besado.

Ella se abrazaba a el y el a ella. Los dos indefensos y llenos de valor para hacer frente a un pasado con horror por ir perdidos en juegos sexuales que no los conducían a ninguna parte. Con los amigos eran los reyes de la noche y en la intimidad, unos miserables...Pasaban los años plagados de relaciones con gente tan extraña como ellos que fundían sus lenguas en besos que no eran besos.

Irene lloraba y Carlos la protegía por haber encontrado el amor. No había nadie más dichoso en esta tierra y bedecidos por el año que entraba. Los dos se confesaron por sus errores con el valor de un enamorado; con la solidez de quien te entrega su corazón limpio y a la vez maltratado por el paso del tiempo...

Irene lloraba y lloraba con afrentas a su pasado maldiciendo su vida sexual y sus actos deleznables. Carlos le callaba la boca y se volvían a besar una y otra vez; volvían a hacer el amor como si fuera el último día al amanecer el 1 de Enero...Pero ella lloraba y lloraba con dolor de mujer y Carlos la protegía, la calmaba, la besaba y hasta daría su vida por ella...

Ella le preguntó: -"¿Qué nos ha pasado todos estos años? ¿Porqué dimos lo mejor de nosotros a extraños? ¿PORQUE LA VIDA ES ASÍ?..."
Carlos tan sólo tuvo la respuesta que los dos sabían: - "La vida es así porque nos hemos traicionado. Nunca hemos conocido el amor...

**kadannek** dijo...

Me siento a la expectativa y a la vez saciada... Quisiera una respuesta, mas, ya es suficiente.
Interesante entrega, valiosa comprensión. Amar implica no sólo aceptar, sino también valorar toda faceta, misterio, secreto y rostro que el otro posea.

taty dijo...

Lo más difícil en cualquier relación es siempre la contradicción, ese péndulo que va de un lado a otro, y con él siempre va el vértigo.

Nos decimos a nosotros mismos que es mejor "saber", queremos estar en una burbuja que nos haga sentir seguros, y esa es probablemente la más difícil de todas las contradicciones.

Besitos.

jfbmurcia dijo...

Para sobrevivir adoptamos muchas formas, nos contorsionamos, avanzamos, retrocedemos, damos la cara y, cuando las cañas se vuelven lanzas, hasta nos escondemos. Tan sólo intentamos subsistir. Un abrazo

Ester dijo...

Con lo bonito que es el amor y lo complicado que es amar. Un abrazo grande tanto como gran escritora eres

José A. García dijo...

La necesidad del otro nada tiene que ver con el conocerlo o no, nace de otra naturaleza.

Saludos,

J.

Miguel Bueno Jimenez dijo...

Y cuando olvide el sabor de tus labios ¿cómo serán los besos? Me quedaran tus versos.

Besos

Piedra

Gizela dijo...

Ciertamente todos tenemos varios rostros..
Interesante apuest, a escritora
Besotesssss

Conchi dijo...

En el amor tendríamos que dar siempre la cara del entendimiento, de la comprensión, la lealtad, la confianza y mucho más.

Besos.

Entrada destacada

19 de Septiembre de 2017

El martes 19 de septiembre, yo estaba pasando por un tremor eufòrico, producido por el pànico. Debìa enfrentar nuevamente el servicio c...